Buscar este blog

La verdadera Iglesia de Dios...

La verdadera Iglesia de Dios...

viernes, 7 de diciembre de 2012

Homenaje papal a la Inmaculada





Es ya tradicional en Roma que el día de la Inmaculada el Papa se dirija a la famosa plaza España, y realice una ofrenda floral a la Santísima Virgen.

El Rito comienza con la llegada del Santo Padre y el canto del Tu es Petrus.

Sigue la Señal de la Cruz y una oración (la Colecta de la solemnidad, u otra).

Luego está previsto que se lea un pasaje bíblico seguido de la alocución del Papa, y que se cante una oración litánica a María. Se trata de un particular esquema de letanías (las "reales"), tomadas del Ritual de la coronación de las imágenes de la Virgen María. En algunas invocaciones, coincide con las conocidas letanías lauretanas, pero en su mayoría incorpora otras bellas expresiones, no del todo ajenas a la piedad popular.

Traduje al castellano, del original latino (del ritual oficial que usa el Sumo Pontífice cada 8 de diciembre), dichas expresiones, y las comparto. Pueden recitarse después del Rosario (y conservarlas ya como una válida alternativa a las lauretanas. en cualquier momento del año aunque especialmente en el Tiempo Pascual, debido a la tonalidad), o incluso cantarse con la misma melodía que las tradicionales, por ejemplo, en la procesión de entrada de la Misa principal de esta solemnidad. También pueden usarse en la solemnidad de Santa María, Madre de Dios, en la de su Asunción, o en otras celebraciones marianas.

Luego de la súplica trinitaria típica de todo formulario litánico, las invocaciones comienzan como las lauretanas (tres primeras), siguen los títulos singulares, seguidos de otras  letanías lauretanas, como puede verse a continuación: (A cada invocación mariana se responde: "Ruega por nosotros").

El Rito sigue con el canto de la salutación angélica (Avemaría), y se concluye con la Bendición papal y el canto de la antífona Tota pulchra.

A continuación, transcribo las letanías traducidas.
(Para un comentario detallado de cada invocación, a partir de la traducción oficial de la Conferencia Episcopal Española, véase la entrada del 9 de diciembre de 2013).


Santa María,
Santa Madre de Dios.
Santa Virgen de las vírgenes.

Hija elegida del Padre,
Madre de Cristo Rey,
Gloria del Espíritu Santo,

Virgen hija de Sión,
Virgen pobre y humilde,
Virgen dulce y obediente,

Esclava del Señor,
Madre del Señor,
Colaboradora de la redención,

Llena de gracia,
Fuente de belleza,
Compendio de las virtudes,

Fruto excelso de la redención.
Discípula perfecta de Cristo,
Purísima imagen de la Iglesia,

Mujer nueva,
Mujer revestida de sol,
Mujer coronada de estrellas,

Señora benigna.
Señora clemente,
Señora nuestra,

Alegría de Israel,
Esplendor de la Iglesia,
Decoro del género humano,

Abogada de la gracia,
Servidora de piedad,
Ayuda del Pueblo de Dios,

Reina de la caridad,
Reina de misericordia,
Reina de la paz,

Reina de los ángeles,
Reina de los patriarcas,
Reina de los profetas,

Reina de los apóstoles,
Reina de los mártires,
Reina de los confesores,

Reina de las vírgenes,
Reina de todos los santos,
Reina concebida sin pecado original,

Reina subida al Cielo,
Reina del mundo,
Reina de todo lo creado,




7 de diciembre, primeras vísperas de la Solemnidad de la Inmaculada Concepción de la Santísima Virgen María.

No hay comentarios:

Publicar un comentario